El artículo 100 del Código del Trabajo establece que todo patrón que tenga trabajadoras lactantes está obligado a habilitar salas de lactancia.

Esto con el propósito de que las madres amamanten de manera segura a sus hijos e hijas, puedan extraer la leche y además almacenarla en un espacio adecuado en su lugar de trabajo.

El patrón también está obligado a proporcionar a la madre durante su jornada laboral, los intervalos de tiempo para disponer de la habitación, de conformidad con el numeral 97 del Código del Trabajo.

Es decir, ya no se requiere un mínimo de 30 trabajadores en un centro de trabajo para brindar salas de lactancia en una empresa o institución como se establecía anteriormente, ya que una reciente reforma al Código del Trabajo eliminó ese número como requisito para brindar salas de lactancia.

Las salas de lactancia deben contar con las condiciones mínimas para su funcionamiento y por ello el Decreto 41080-MTSS-MS establece que las salas deben tener un espacio mínimo de 6 metros cuadrados, contar con buena iluminación y ventilación.

Además, deberán contar con fregadero, dosificador de jabón, mesa, sillas y un refrigerador con una capacidad mínima de 38 litros para uso exclusivo de conservación de leche materna.

Recordemos que la leche materna es el mejor alimento que pueden recibir los lactantes, niños y niñas porque les aporta los nutrientes y las defensas necesarias para su óptimo y saludable crecimiento y desarrollo. Por esta razón, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda la lactancia materna exclusiva durante los primeros 6 meses de vida y después de esa edad, los niños lactantes deben continuar con la lactancia materna, complementada con alimentos líquidos y sólidos, hasta los dos años o más.[1].

Si la empresa para la que trabaja no cumple con la obligación de habilitar salas de lactancia para uso de las trabajadoras lactantes, o si tiene conocimiento de alguna situación particular, puede denunciar el incumplimiento a la Oficina de Inspección del Ministerio de Salud. Trabajo en el caso de empresas privadas y, ante la Defensoría del Pueblo si trabaja en una institución pública.

El correo electrónico de la Defensoría para presentar el caso o consulta es [email protected], a través de la línea gratuita 800-2587474 o mediante el formulario disponible en el sitio web www.dhr.go.cr.

La Defensoría del Pueblo investiga actualmente una denuncia interpuesta contra un área de salud de la CCSS por las condiciones que tienen estos funcionarios para la extracción de leche materna.

Leer la nota Completa

By Nacion

San Carlos Digital, es un Diario y sitio web de CR dedicado a compartir noticias nacionales de San Carlos en ese país, y también todo lo concerniente a entretenimiento y economía.